Altitude Software y Proyecto Discatel, 10 años juntos

Una imagen de familia de representantes de Altitude Y del Proyecto Discatel.

Una imagen de familia de representantes de Altitude Y del Proyecto Discatel.Altitude Software ha facilitado la incorporación e integración de personas con discapacidad al mercado laboral durante toda una década en la que ha venido colaborando con el Proyecto Discatel de la Asociación Española de Expertos en la Relación con Clientes (AEERC).

En el año 2008, José Luis Goytre, presidente y fundador del Proyecto Discatel, puso en marcha una iniciativa sin precedentes que ha proporcionado desde entonces un empleo adaptado a más de 1150 personas con algún grado de discapacidad. El principal objetivo del proyecto fue, desde sus mismos orígenes, el demostrar la posibilidad técnica y la rentabilidad económica y social del trabajo realizado por personas con discapacidad dentro del ámbito del contact center, ya fuera para ser desarrollado desde las plataformas o, en casos más determinantes de movilidad reducida, incluso desde el propio domicilio.

Para poder hacer realidad este sueño de integración, Altitude Software aportó su ilusión al Proyecto Discatel desde el principio hace ya diez años, facilitando el mejor entorno laboral gracias a su tecnología más vanguardista. Además de sus herramientas y servicios de nueva generación, desde entonces Altitude ha aportado gratuitamente todas y cada una de las licencias de uso para empleados con discapacidad, para promover su contratación y ofrecer mayor rentabilidad a las compañías comprometidas con el Proyecto.

En el caso concreto de España, las plataformas de contact center han tenido un gran desarrollo en los últimos años. Por este motivo, algunas compañías destacadas cuentan incluso con centros especiales de empleo, demostrando así que contar con personas con discapacidad como parte indispensable de la plantilla, con el adecuado soporte para su puesto de trabajo, para ofrecer siempre un alto rendimiento. Se trata de un hecho todavía más importante si se escala globalmente, pues según la OMS se calcula que en torno a un 15% de la población mundial cuenta con algún grado de discapacidad.

En Altitude Software teníamos claro desde un principio que debíamos esforzarnos para hacer posible la incorporación de personas con discapacidad al puesto de trabajo. Humanizamos la tecnología y la convertimos en un facilitador para que todas las personas puedan formar parte de la población activa. Es nuestra manera de devolver a la sociedad lo que nos ha dado”, asegura Raquel Serranilla, vicepresidente ejecutivo para Sur de Europa de Altitude Software.

Desde la asociación animamos a empresas y directivos a unirse al Proyecto Discatel. Altitude es una de las compañías que más han colaborado desde el comienzo apoyando esta causa sin precedentes, esforzándose en facilitar al máximo a las compañías el cumplir con la ley de integración laboral de las personas con discapacidad, que actualmente se encuentra en una tasa del 2% respecto del total de la plantilla para aquellas empresas públicas y privadas que emplean a 50 o más trabajadores. Felicitamos sinceramente a Altitude Software por la labor generosa que ha desempeñado junto a nosotros durante los últimos diez años”, valora José Luis Goytre.