El modelo disruptivo de Clicars lleva a la compañía por la senda del crecimiento

El éxito del crecimiento de Clicars lo avalan las cifras que está consiguiendo desde sus inicios.El éxito del crecimiento de Clicars lo avalan las cifras que está consiguiendo desde sus inicios. Tras su creación en 2016, en el que consiguieron una cifra récord de facturación en la historia de las startups españolas- 5 millones de euros-, Clicars.com ha alcanzado los 50 millones de facturación acumulada.

La buana marcha del crecimiento de la compañía se refleja en haber incrementado un 160% su cifra de negocio con respecto al mismo periodo fiscal del año 2017, el crecimiento de la startup confirma el cambio de tendencia hacia modelos más digitales que están viviendo sectores tan tradicionales como el de la compraventa de vehículos.

A través de la digitalización y de una transparencia única en el mercado, Clicars ha convertido un proceso tradicionalmente complejo y que genera desconfianza, en un proceso sencillo y seguro. Solo en 2018, la compañía ha vendido un 119% más de vehículos que en el periodo anterior, una muestra más del importante crecimiento en ventas que está experimentando la compañía. En cuanto a la distribución de estas, el 76% de los coches fueron seminuevos y el 24% Km 0, de entre más de 35 marcas diferentes, y han sido entregados en un tiempo récord de 48 horas tras la compra en cualquier provincia de la península, siendo la opción de entrega a domicilio la más demandada.

Estas cifras son un orgullo para nosotros y son un claro indicativo de que la compraventa de vehículos está cambiando. Aportando digitalización y transparencia, nuestro éxito radica en haber sabido escuchar al cliente y en ir mucho más allá en cuanto a experiencia de cliente se refiere. Al final, es todo un hito que 4 de cada 5 clientes hayan reservado su coche en Clicars sin haberlo “tocado” y lo reciban en su domicilio en 48 horas”, asegura Pablo Fernández, cofundador de Clicars.

El negocio de Clicars está centrado en toda España aunque su centro neurálgico de 40.000m² está ubicado al sur de Madrid. En él, se integran todos los procesos de certificación y puesta a punto de los coches, y se ofrece la posibilidad al cliente de acudir a ver, probar y comprar su coche de “Buena Mano” en el acto. Gracias a las dimensiones de sus instalaciones, cuentan con su propia fábrica de reacondicionamiento basada en la filosofía Lean, por la que actualmente pasan cerca de 200 vehículos al mes. Una parte importante del crecimiento del negocio se basa también en estos elementos que hacen que el engranaje funcione sin problemas.

Es un privilegio contar con el mayor centro de España de coches Km 0 y seminuevos, donde se alberga nuestra innovadora fábrica de reacondicionamiento de coches. La magnitud del centro, la tecnología que irradia cada rincón y sobre todo el dinamismo de nuestro equipo, hacen que clientes que aún prefieren la venta física, terminen comprando su coche en Clicars. Además, la venta online nos permite tener precios atractivos con descuentos de hasta el 50% sobre nuevo al optimizar cada proceso del negocio”, señala Carlos Rivera, cofundador de la compañía.

Todos los coches pasan por una rigurosa certificación de 250 puntos, la más completa del mercado, con una política de devolución de 15 días o 1.000 kilómetros. Además, la startup cuenta con una valoración de 4,89 sobre cinco entre las opiniones de sus clientes en la plataforma independiente eKomi.