Elegir un tipo de gráfico distinto dependiendo de la información que queramos explicar

Desde el blog de ON Soluciones nos recuerdan que existen ciertas reglas para elegir el tipo de gráfico que mejor se corresponda con la información que queramos mostrar. El encargado de aleccionarnos en este tema es David Rodríguez, director asociado de la compañía.

Los gráficos son elementos clave en la visualización de datos en un cuadro de mando y por ello tener toda la información organizada de forma visual puede ser de gran ayuda.

David Rodríguez recomienda presentar un resumen de la información más importante al inicio del cuadro de mando. Y la mejor herramienta para ello son los indicadores gráficos, que de un solo vistazo ayudan a ver el estado de los KPIs.

Por el contrari, el gráfico de líneas es el ideal si se quiere transmitir la evolución de una métrica en el tiempo (no se busca mostrar qué magnitud alcanza, sino cómo ha evolucionado respecto al momento anterior y siguiente).

En cuanto a los graficos de barras, estos están pensados sobre todo para abordar la información referida a volúmenes. Las barras dan sensación de espacio, de área ocupada, por lo que son ideales para transmitir volúmenes: ventas, número de vistas, de llamadas…

Por otro lado, cuando queremos comparar, por ejemplo, ventas (o llamadas) y su objetivo, una de las mejores opciones es el uso de un gráfico con barras y símbolos. La idea que queremos dar en este caso es cómo se comportan las ventas y en comparación que nivel de objetivo alcanzan.

(Pero lo mejor para tener una ida más completa del artículo es leerlo completo, con los ejemplos de los gráficos correspondientes, aquí).