Saber escuchar al cliente, clave en el crecimiento de VOZ

Los responsables de VOZ destacan el crecimiento que está experimentando la compañía en los últimos años.

Los responsables de VOZ destacan el crecimiento que está experimentando la compañía en los últimos años.Los responsables de VOZ ® son conscientes de que la compañía se encuentra en un ”momento excepcionalmente bueno”, donde el crecimiento es la clave dominante. Recuerdan sus inicios, hace ya 15 años, como empresa completamente digital, un concepto que por entonces, en un mundo analógico, no se entendía demasiado bien. Hoy, en un entorno ya digitalizado que le favorece, este operador español de telecomunicaciones sigue un óptimo ritmo de crecimiento tanto en número de clientes y empleados, como en productos y en desarrollo, lo que se está reflejando en un incremento de su facturación anual por encima del 30%.

A día de hoy, el principal proyecto de la compañía es y será, estar allí donde de mande el mercado. “Porque son los clientes y los potenciales clientes los que marcan el rumbo que hemos de seguir y hay que estar muy atentos a lo que necesitan. La clave del éxito radica en escuchar de verdad las necesidades y buscar las soluciones adecuadas“, señalan desde la compañía.

Para que este objetivo sea una realidad, VOZ ® cuenta con un equipo de desarrollo propio que trabaja constantemente en ir actualizando las soluciones según las demandas, creando nuevas soluciones adaptadas a las nuevas necesidades y mejorando sus funcionalidades.

Presente y futuro

Los responsables de VOZ ® son conscientes de que tal vez los desarrollos más novedosos en los que se vayan a embarcar en un futuro, hoy sean aún inimaginables y quizá, estén a la vuelta de la esquina… “La tecnología y el desarrollo de aplicaciones en cloud avanza muy rápido y es imparable, así que… todo lo que puedas imaginar para mejorar tus comunicaciones (y hasta lo que aún no puedas ni imaginar) es posible con VOZ ®”, añaden.

Dejando el futuro un poco de lado y volviendo al presente, sería interesante pararnos a analizar el por qué de esta buena salud de la compañía, que se traduce en un importante crecimiento. Desde la empresa se apuntan como elementos imprescindibles la constancia, el trabajo, la dedicación al cliente y la inversión en investigación y desarrollo, lo que hace posible que los productos que se lanzan al mercado lleven la impronta de la calidad y la innovación en su ADN.

(El reportaje se puede leer en este pdf del número 78 de Relación Cliente Mag).